martes, 28 de enero de 2014

"La Tacones"




Mi sombra como Aznar, tiene varios cuadernos, aunque no azules je, je. En ellos escribo desde hace años, distintas vivencias. 

Hoy traigo un recuerdo escrito para "La Tacones". Siempre la nombrábamos así.

¡La Tacones! fue una profesora de La Escuela Normal de nuestra ciudad. Tenía a su cargo las asignaturas de Física y Química, en mis tiempos de estudiante de Magisterio. 

Era una mujer menuda que caminaba por los pasillos taconeando firmemente. No era muy agraciada pero tenía algo que atraía. Su semblante serio, sin maquillaje y el pelo muy corto le daban un estilo juvenil aunque se notaban sus años de experiencia. 

Vestía faldas amplias y conjuntos de jersey y chaqueta de punto que le daban un aire cálido. Era muy respetada por los estudiantes a pesar de la fama de dura que tenía. Con ella no había favoritismos. En su asignatura nada de aprender fórmulas y más fórmulas de memoria, que también había que hacerlo, por supuesto. Ella, te exigía saber de dónde venían y debías plasmar sobre el papel deducciones de fórmulas químicas larguísimas, mínimo de cuatro líneas, que era imposible aprender de memoria. Sólo pensando de forma lógica se podían obtener buenos resultados, y sólo entonces te aprobaba.

Los suspensos tanto en Química como en Física eran abundantes. A pesar de eso, nos parecía justa en sus exigencias. ¡Siempre la tuve por una de las mejores profesoras de La Normal!

En la actualidad, cada vez se especializa más el profesorado en una sola materia, creo que no debería ser así, al menos para  la Enseñanza Primaria. 


Mi sombra cree que no es lo mejor tanta especialización, ya lo dijo Pascal: "Más vale saber alguna cosa de todo, que saberlo todo de una sola cosa".



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada