jueves, 15 de enero de 2015

"Tontería de enfado"





De nuevo en el gimnasio pedaleando:

 Es una pareja joven. Su conversación se oye a través de la música. 

A mi sombra le llama la atención el tupé que lleva él a lo Elvis Presley. La chica lleva una melena larga y descuidada. Es ella la que comienza diciendo: 

_Mi hermano Erik es un tarao. Por nada la monta en casa con 19 años que tiene. Hoy la montó por lo de la camisa. No estaba lavada ni por supuesto planchada.Yo cuando tengo algo para lavar voy y le pregunto a mi madre si va a poner la lavadora para dárselo. Otras veces es ella la que me pregunta si tengo algo para lavar porque va a poner la lavadora. Él no se preocupa de nada y luego por una camisa monta un lío de Dios. 

_¡Menudo rebote se ha tomado por una camisa! Añade el del tupé.

_Estoy segura que le hará ir a mi madre al Corte Inglés a comprarle una camisa. Y lo peor es que ella se la comprará porque siempre se sale con la suya. Ni te imaginas lo presumido, lo inseguro y la vara que me da mi hermano cada vez que va a salir de casa: que si este pantalón es muy claro para salir con el día que hace, que si esta cazadora no me queda bien, que si los zapatos... Me aburre con el mismo tema una y otra vez. 

Luego cambia de tema la de la melena. Va a salir con su hermana y su madre de compras. El chico está de acuerdo. Ella comenta que dónde se van a ver porque si él no va a estar mejor quedar en algún sitio, que luego ella no va a andar por ahí sola a esas horas. Él le dice que bueno. La joven sigue insistiendo en el mismo tema: "¡Bueno no, aclárate!". Él termina por decirle: 

_¡Vale, ya pareces Erik! Insistiendo con todo. 

_¿Qué? _dice ella enojada_ ¿me estás comparando con el tarao de mi hermano? ¡Pero tío tú de qué vas! 

Él calla. Ella sigue despotricando y al final se va enfadada. El chico la ve marchar y queda pensativo sentado en la bicicleta.


A veces un poco cansinas sí que somos: "Las mujeres serían los seres más deliciosos del mundo si para estar en sus brazos no se tuviera que caer en sus manos" de Sacha Guitry.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada