jueves, 15 de abril de 2021

Ya hice mi parte

 



 Joni, que cursa 1º de ESO, ya estaba sentado a la mesa mientras su madre ponía los platos para la comida. Colocó el plato delante de su hijo y le hizo la pregunta rutinaria: 

_¿Qué tal hoy en el "insti"? 

_Pues hoy... me parece que hemos descubierto, Míguel, Juanca y yo algo importante _ mientras lo decía dejaba escapar una sonrisita sospechosa. 

¿Síii, qué descubristeis? 

_Es algo sexual, dijo misterioso. 

Su madre abrió el cajón de los cubiertos y fue sacando uno a uno con cuidado, mientras insistía como sin darle importancia. 

_¿No habrás estado mirando algún vídeo guarro por algún móvil de tus amigos, ya que tú todavía estás castigado sin él?

 _No, no, es que... hoy nos entretuvimos unos minutos cuando acabó el recreo y al subir, del baño de abajo que ése no se vigila porque apenas se usa, vimos salir a Nerea de mi clase y a Manu que está en 1º de bachiller. Ahí hay lío seguro _remarcó_. Además ella, como no aprueba nada, habla mucho y ya le dijo a la profe de lengua que tenía novio. ¡Eh! Ahora qué me dices _preguntó mirando a su madre.

 La madre vino despacio hasta la mesa y mientras colocaba las servilletas, sólo se le ocurrió decir: "los adolescentes siempre estáis sacándole punta a todo".

Después de comer mientras recogía la mesa no paraba de pensar en la pareja. Ella tendrá 13 años y él a estas alturas del curso, estará a punto de cumplir la mayoría de edad si no la ha cumplido ya.

Por la noche la madre de Joni seguía con Nerea en la cabeza, se ponía en el lugar de su madre y pensaba que si fuera ella, le gustaría saber que hacía su hija y así evitar males mayores. Hasta que no decidió lo que iba a hacer no pudo quedarse dormida.

 Por la mañana bajo un número oculto, llamó al instituto. Por nada del mundo quería nombrar a su hijo. Se puso un bedel y le pidió su nombre y el de su hijo. 

_No, mire, no tiene nada que ver con los alumnos, ¿me podría pasar con jefatura, por favor? Un poco a regañadientes el conserje la pasó con el jefe de estudios. Le explicó la situación y le dio los nombres de la pareja implicada. El profesor le comentó que aunque él no les daba clase a ninguno de los dos alumnos, sabía muy bien quienes eran. Después de darle las gracias, le comentó que vigilarían ese baño. De nuevo se oyeron gracias por ambas partes antes de colgar. 

La madre de Joni respiró como si se hubiese quitado un gran peso de encima y se dijo: Yo, ya hice mi parte. 

Hoy es el día del niño y hay adolescentes que aún son muy niños: "Niños pequeños; dolor de cabeza. Niños grandes; ataque al corazón" Proverbio italiano.   


28 comentarios:

  1. Curioso y necesario, relato, Mara. No sé si yo haría lo mismo, mi mujer sí. Es curioso, a veces lo pienso: como es que no hago cosas que estando de acuerdo no las hago.
    El proverbio italiano, como diría mi nieto el mediano, (nació en 2009): "Mola".
    Saludos grises en un día gris, de una era muy gris.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también lo hubiera hecho Enrique.
      Saludos esperanzados de la era que nos ha tocado vivir.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Yo también lo creo Dyhego. Con trece años...
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Tengo una nieta con nombre y edad de la de tu entrada, también está en el instituto en 1°de ESO, y lo que me cuentas no es raro, lo peor de todo es que al no haber reuniones de padres con los profes, ni aquellos ni estos se enteran de nada, el bicho está haciendo estragos entre los mayores y también en los más jóvenes, pagaremos las consecuencias.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Emilio, para mí es una locura que esa ley contra la que nunca estuve de acuerdo permita juntar en un mismo instituto niñ@ de doce y trece años con alumn@s de 18 años.
      Yo creo que ya las estamos pagando.
      Un abrazo Emilio.

      Eliminar
  4. Una papeleta dificil tanto callar como denunciar. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que es mejor llamar, ya que no se denuncia a nadie y se pone en alerta al profesorado.
      Un beso Ester.

      Eliminar
  5. Un papeleta difícil y delicada, pero es mejor hablar que callar.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una papeleta, Alfred, que por desgracia se da cada vez más y desde luego es mejor hablar.
      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Creo que es una historia bastante frecuente entre las chicas que a esa edad generalmente se sienten atraidas por chicos mas grandes, porque la mujer de 13 sin dudas es mas madura que el varón...Una situacion compleja la de la mamá, a veces no queremos "meternos donde no nos han llamado" pero cuando se piensa en lo que podria suceder y en que nuestro silencio podria haber contribuido a que pasara, pues ahi, actuamos. Un abrazo grande Mara!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Toda la razón a tu comentario Eli. Desde luego a mí si me gustaría que me pusieran en alerta. Es mucha diferencia de edad y forma de pensar.
      Un beso.

      Eliminar
  7. Jeje que buen refran italiano, ya lo creo!
    Besis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Hada, me pareció acertado. Yo tengo nada menos que seis nietos adolescentes.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Buen refrán y mejor historia. Gracias Mara buena semana. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Ainhoa, la historia es muy real y el refrán también me pareció acertado.
      Abrazo grande.

      Eliminar
  9. Un relato muy interesante, Mara. Muchas veces nos hacemos los ciegos ante situaciones de este tipo por miedo a comprometernos. Pero es necesario el compromiso, para ayudar a otro, aunque no nos toque a nosotros. Quizá el día menos pensado nos suceda igual y nos gustaría recibir ayuda.
    Genial el proverbio.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy de tu misma opinión Maripaz, hemos de ponernos en el lugar del otro para comprenderlo mejor y actuar en conciencia. Un beso.

      Eliminar
  10. Después de leer tu relato entiendo que la madre no dormiría dando vueltas al asunto poniéndose en el lugar de los padres de la menor.
    Al poder hacerlo de forma anónima pudo guardar las espaldas de su hijo ante posibles represalias.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí Tomás, reservar la intimidad es muy importante en estos casos pues si el hijo se entera no volvería a comentar nada en casa.
      Un saludo.

      Eliminar
  11. yo soy un poco liberal en ciertas cuestiones, quizá como reacción a haber estudiado en un colegio ultra-religioso. pero hay ciertos límites, y que una chica se pueda quedar embarazada a temprana edad no es deseable. así que esa madre hizo bien, a mi modo de ver.
    abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también creo serlo Chema, pero en un caso así también habría actuado igual para evitar males mayores y sin consecuencias de represalias.
      Un abrazo.

      Eliminar
  12. Hoy todos los jóvenes desde muy corta edad manejan los móviles a la perfección y aprenden mas pronto que tarde casi todo sobre el sexo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Helio, pero las cría a esa edad son muy enamoradizas y aún no piensan en las consecuencias que puede tener una relación así, aunque no la tomen en serio.
      Abrazos.

      Eliminar
  13. Uy ese proverbio italiano jajajaaja que certero es.

    Besines utópicos.-

    ResponderEliminar
  14. Ja, ja, Irma, te lo digo yo que tengo seis nietos adolescentes.
    Muakkk

    ResponderEliminar
  15. Es tan cierto lo que dices es tan claro que me has sacado una sonrisa en un dia nublado

    ResponderEliminar
  16. Me alegro Mucha. Que pases un bonito día.
    Un beso.

    ResponderEliminar